Encuesta de la semana

¿Ecología, como materia académica para todas las escuelas?

Recibe la columna en tu correo

Suscríbete y recibe todos los lunes mi columna en la comodidad de tu correo electrónico
Please wait

Se estima que menos del 30% de los plásticos desechados se reciclan o se reutilizan. Más de 300 especies de bacterias tienen la capacidad de producir plásticos que, a diferencia de los derivados del petróleo, se degradarán en poco tiempo y son una alternativa viable frente al grave problema ambiental de las millones de toneladas de plásticos que se desechan a diario.

Una de las bacterias productoras de plástico es el Azotobacter Vinelandii. Ella vive en el suelo y no enferma a humanos ni plantas; en su medio natural, la bacteria produce el material como un mecanismo de defensa ante situaciones de estrés, como sería el estar expuesta a una reducción considerable de oxígeno.

Hace aproximadamente 70 años, un biólogo descubrió este fenómeno en las bacterias. Desde entonces, el reto científico ha sido lograr la producción de grandes cantidades del plástico de origen biológico, a costos competitivos, frente a la industria de los polímeros comunes.

Una Mirada a la Ciencia visitó el laboratorio del Dr. Carlos Peña Malacara, en el Instituto de Biotecnología de la UNAM, donde se producen cepas de Azotobacter Vinelandii modificadas genéticamente para obtener el plástico denominado polihidroxibutirato (PHB)

Los plásticos de origen biológico, como el PHB de origen bacteriano, pueden ser degradados en poco tiempo por microorganismos, de manera parecida a una cáscara de naranja depositada en el suelo. Al final de su vida útil, estos materiales biodegradables pueden ser transformados en composta, un material parecido a la tierra que aporta nutrientes a las plantas de huertos y jardines. El tiempo de degradación de los plásticos depende de su naturaleza química; se estima que los derivados del petróleo tardan en 100 y 1000 años, de ahí la preocupante acumulación de plásticos desechados en todo el mundo. www.ciencia.unam.mx

Reflexiones: Precisamente este es el tipo de esfuerzos que los gobiernos y sociedades del mundo entero deberemos de apoyar los estudios e investigaciones acerca de los plásticos de alta biodegradación, ya que de continuar fabricando, consumiendo y desechando esos gigantescos volúmenes de plásticos de origen fósil, estamos atentando en contra del equilibrio natural y la diversidad del planeta de todos los seres vivos que lo habitan. Y por supuesto, entre ellos nosotros y toda nuestra descendencia.

¿Pero que nos hace falta para dejar de dañar la vida en nuestro planeta? [Opinar]
¿Ecología, como materia académica para todas las escuelas?

Deja tus comentarios

Participa aqui en el debate de la semana
¡ahora es más fácil!

0
  • Carlos Diaz

    Es una necesidad inaplazable, el que se estén.pescando peces con plástico en su organismo y lo estemos comiendo es una enorme aberración, moriremos sepultados entre y debajo de plásticos, consumamos los plásticos del futuro, ya hay popotes de hueso de aguacate y es invento Méxicano

  • Jose Martinez

    El cambio de forma de pensar y vivir es esencial, la forma de pensar, vivir y actuar es consecuencia del consumismo, las grandes corporaciones convirtieron a la humanidad en esclavos modernos.
    Para revertir esta situación se necesita la rebelión de la humanidad contra el consumismo.

"Quizá no estaré de acuerdo con tu opinión, pero defenderé hasta la muerte tu derecho a expresarla".  Voltaire.