Encuesta de la semana

¿Podremos vencer nuestra adicción tecnológica a los plásticos?

Recibe la columna en tu correo

Suscríbete y recibe todos los lunes mi columna en la comodidad de tu correo electrónico
Please wait

Hasta hoy ya se han descubierto más de 3,500 planetas fuera del Sistema Solar. Su estudio podría ayudar a percibir cómo se formó el nuestro, pero lo realmente fascinador es la posibilidad de encontrar vida en las llamadas zonas habitables de los sistemas extrasolares, aquellos lugares en donde las condiciones ambientales permiten la existencia de agua líquida permanente.  Los exomundos no deben estar ni demasiado cerca de su estrella, pues el agua se evaporaría; ni demasiado lejos, se congelaría.

En 2017, la NASA anunció el hallazgo de siete planetas de tamaño y características similares al nuestro orbitando una estrella enana roja llamada TRAPPIST-1, a unos 40 años luz de distancia. Tres se hallan en la zona de habitabilidad. Y más cerca de nosotros está Próxima b. Es un planeta rocoso, con 1.3 veces el tamaño terrestre, ubicado a unos 7.5 millones de kilómetros de su estrella, la enana roja Próxima Centauri.

Los astrónomos estiman que este último planeta podría disfrutar de una temperatura templada, compatible con la presencia de agua líquida. Sin embargo, recibe muchísima radiación de su estrella: el flujo magnético podría multiplicar por seiscientos al que llega a la Tierra procedente del Sol, mientras que el flujo de rayos X y ultravioleta es cuatrocientas veces mayor. Así no puede prosperar la vida, a no ser que Próxima b disponga de mecanismos de defensa como un campo magnético o una atmósfera, cosa que todavía no se sabe.

En los próximos años, la puesta en marcha de nuevos y potentes telescopios y radiotelescopios, permitirá no sólo descubrir más exoplanetas, sino también analizar sus atmósferas en busca de indicios de actividad biológica.

Reflexiones: No puedo evitar expresar mi asombro y fascinación derivado de tan importantes y trascendentales descubrimientos astronómicos en las profundidades de esa gran maravilla que llamamos universo y por supuesto las enormes posibilidades de poder descubrir en un corto plazo no solo vida biológica, sino también vida inteligente. Seres con quienes pudiésemos establecer y compartir información, filosofías, experiencias, conocimientos, tecnologías y más.

Qué lejos han quedado mis fantasías de mi lejana infancia, cuando me sentía posicionado en el mismísimo centro de la creación, con un relumbrante Sol y cientos de estrellitas orbitando mi planeta único de la voluntad divina y universal.

¿Realmente sí habrá vida inteligente fuera de nuestro Sistema Solar?

Deja tus comentarios

Participa aqui en el debate de la semana
¡ahora es más fácil!

0
  • Héctor Delgado Castillo

    Mi muy estimado Jorge:
    Al igual que tú, también creo que hay otros planetas con vida, en todas las etapas que se han manifestado en nuestro planeta, desde el inicio de la vida hasta más allá que la nuestra, incluyendo la inteligente. Creo que pensar que somos los únicos en el vastísimo espacio, es un enorme "pecado" de soberbia. Sigue con tus investigaciones y publicaciones. Te felicito y me congratulo por contar con tu amistad. Aunque a veces diferimos, nos une la búsqueda, la curiosidad científica. Te mando un sincero abrazo.
    Héctor Delgado Castillo

  • alvaro torres del valle

    Caramba Jorge hasta la duda ofende, por supuesto que SI hay vida inteligente fuera de nuestro planeta, de nuestro sistema solar, de nuestra galaxia, esa vida inteligente es enorme y se llama DIOS, el creador de todo el show.

"Quizá no estaré de acuerdo con tu opinión, pero defenderé hasta la muerte tu derecho a expresarla".  Voltaire.